La miel y la Diabetes

por Sendo / enero 15, 2024

El consumo de miel puede elevar el nivel de azúcar en sangre si padeces diabetes tipo 2.    No obstante, comparado con el azúcar de mesa, puede tener beneficios para la salud.

¿Pueden comer miel los diabéticos?

La miel se suele utilizar como edulcorante para la preparación de postres o añadirse al café o té, o a los lácteos. Pero, ¿es segura para los diabéticos? La respuesta es sí, pero sólo en determinadas condiciones.

Como ya sabes, los diabéticos de tipo 2 deben vigilar y controlar su consumo de hidratos de carbono y azúcar. Todos los edulcorantes pueden provocar subidas de azúcar. Pero si su nivel de azúcar en sangre está bien controlado, puede que no necesite evitar los dulces por completo.

Con moderación, la miel no sólo es segura, sino que además tiene propiedades antiinflamatorias y antioxidantes que podrían reducir las complicaciones de la diabetes.

¿Qué es la miel?

La miel es un líquido espeso de color dorado que producen las abejas y otros insectos como abejorros y avispas. Procede del néctar de las flores, que recogen y almacenan en sus estómagos hasta que regresan a la colmena.    El néctar está compuesto de sacarosa (azúcar), agua y otras sustancias. Tiene aproximadamente un 80% de hidratos de carbono y un 20% de agua. Las abejas producen miel ingiriendo y regurgitando el néctar una y otra vez. Este proceso elimina el agua. Tras esto, las abejas almacenan la miel en panales para utilizarla como fuente de energía durante el invierno, cuando es más difícil encontrar alimento. Aunque es un edulcorante natural, la miel sabe un poco más dulce que el azúcar de mesa.

Según el Departamento de Agricultura de Estados Unidos una cucharada de miel cruda tiene unas 60 calorías y 17 gramos de hidratos de carbono.    https://fdc.nal.usda.gov/fdc-app.html#/food-details/1103956/nutrients

La miel también contiene muchas vitaminas y minerales, tales como hierro, vitamina C, folato, magnesio, potasio y calcio. También es antioxidante, lo que significa que previene y ralentiza el daño celular.

¿Se puede sustituir el azúcar por miel?

Normalmente, la miel puede utilizarse en lugar de azúcar en muchas recetas. Pero al ser más dulce que el azúcar no es un intercambio. Al hornear, la gente suele sustituir una taza de azúcar por    1/2 taza y 2/3 de miel. Sin embargo, las personas con diabetes tipo 2 deben utilizar edulcorantes como la miel y el azúcar con poca frecuencia. Ambos pueden contribuir a que se produzcan picos de azúcar en sangre, lo que puede hacer que la diabetes tipo 2 progrese a un ritmo más rápido.

¿La miel puede ser cruda o procesada?

La miel cruda también se conoce como miel sin filtrar. Esta miel se extrae de una colmena y luego se cuela para eliminar las impurezas. Por el contrario, la miel procesada se somete a un proceso de filtración y se pasteuriza (se expone a altas temperaturas) para destruir la levadura y prolongar su vida útil.

La miel procesada es más suave, pero los procesos de filtración y pasteurización eliminan algunos de sus nutrientes y antioxidantes. Existen unos 300 tipos distintos de miel, los cuales, están determinados por el origen del néctar, o lo que comen las abejas. Por ejemplo, la miel de arándano se obtiene de las flores del arbusto, mientras que la miel de romero procede del arbusto del mismo nombre.. El origen del néctar influye en el sabor y el color de la miel.

¿Cómo afecta la miel al azúcar en sangre?

Como la miel es un azúcar natural y un hidrato de carbono, es normal que aumente el azúcar en sangre. Como con cualquier otro edulcorante, es mejor consumirla con moderación.

¿Puede la miel prevenir la diabetes de tipo 2?

Aunque la miel puede aumentar los niveles de insulina y posiblemente disminuir la inflamación, no parece haber ninguna investigación concluyente que sugiera que la miel tenga un papel preventivo en la diabetes.

¿Hay riesgos al consumir miel si se tiene diabetes?

El consumo de miel puede entrañar riesgos, sobre todo si se padece diabetes. Estos pueden incluir:

-Picos de azúcar en sangre: Dado que la miel puede afectar al nivel de azúcar en sangre, los médicos pueden recomendarte que evites su consumo y el de otros edulcorantes hasta que tu diabetes esté bien controlada. Algunas variedades contienen azúcar añadido: si compra miel procesada en el supermercado, es posible que también contenga azúcar o sirope. El edulcorante añadido puede afectar el nivel de azúcar en sangre de forma diferente.

-Infecciones: Las mujeres embarazadas y las personas inmunodeprimidas no deben consumir miel cruda, ya que no está pasteurizada. Consumir miel cruda sin procesar con un sistema inmunitario comprometido puede causar infecciones peligrosas. Ten en cuenta que la miel es más dulce que el azúcar. Si sustituyes el azúcar por miel, sólo necesitarás una pequeña dosis.

-La miel debe consumirse con moderación. Consulta  antes de utilizarla con tu médico.

Si tu diabetes está bien controlada y deseas añadir miel a tu dieta, considera la posibilidad de elegir miel natural pura, orgánica o cruda, si no está embarazada o inmunodeprimida. Estos tipos pueden ser más seguros para las personas con diabetes porque la miel natural no contiene azúcares añadidos.

¿Existen beneficios en el consumo de miel si se padece diabetes?

Los posibles beneficios que puede conllevar el consumo de miel serían:

Antioxidantes: Una dieta rica en antioxidantes puede ayudar a proteger o ralentizar el daño celular. No obstante, médicos y dietistas suelen recomendar otras fuentes con menos azúcar y más nutrientes para obtenerlos, como frutas y verduras.

Propiedades antiinflamatorias:    Las propiedades antiinflamatorias de la miel podrían reducir las complicaciones de la diabetes. La inflamación puede provocar resistencia a la insulina, que se produce cuando el organismo no responde adecuadamente a la insulina. Adicionalmente, estas propiedades pueden tener importancia en la mejora de la cicatrización de heridas.

Salud del microbioma intestinal: Los oligosacáridos de la miel pueden beneficiar al microbioma intestinal.

En conclusión, La miel es un edulcorante natural que puede afectar al nivel de insulina. Como con cualquier otro edulcorante, la clave está en la moderación. Antes de añadir miel a tu dieta habla con tu médico. La miel no es adecuada para todo el mundo, incluidas las personas a las que se ha aconsejado reducir sus niveles de azúcar en sangre.

¿Te gusta? ¡Compártelo!
Buscar
Entradas recientes
Caminar, tu pasaporte hacia una vida más saludable
febrero 29, 2024
Qué es y cómo mejorar el metabolismo despertando los sentidos
enero 24, 2024
¿Puede ayudar el ejercicio por la tarde o noche a controlar el azúcar en sangre?
enero 24, 2024
Ir al contenido